El vinagre en la gastronomía de Cantabria | Vinagrerías Riojanas

El vinagre en la gastronomía de Cantabria

Cantabria

El vinagre es uno de los ingredientes indispensables en la gastronomía de media España. La gastronomía de Cántabria no es ajena a ello. Esta es una cocina rica en elaboraciones que unen los alimentos más destacados del mar, la montaña y los valles que solo Cantabria puede ofrecer. Descúbrela en este artículo.


Breve historia y características de la cocina en Cantabria

De los orígenes de la cocina cántabra poco se conoce. Sin bien algunas fuentes de época romana cuentan cómo el pueblo de los cántabros comía mantequilla. Esto debió sorprender en grado sumo a los conquistadores italianos, ya que ellos conocían este producto, pero lo usaban como protector solar.

Como una de las tierras bañadas por el mar Cantábrico, esta comunidad autónoma cuenta con la riqueza que sus aguas proveen. Bien conocidas son las anchoas de Santoña, propias de pueblos como Laredo. Además, en la bahía de Santander es donde se logran los mejores ejemplares de pescado. Lubinas, merluzas o bocartes son una pequeña selección.

Por el lado de la tierra, en los valles y montañas se producen quesos de gran prestigio, como el de Liébana, y carnes que protagonizan los cocidos montañeses y lebaniegos que tantas pasiones desatan. Junto a esto, postres como los sobaos o las quesadas pasiegas derretirán tu paladar y qué decir de las conocidas corbatas de Unquera, cuya textura quebradiza, que solo el buen hojaldre permite lograr, resulta de lo más deseable.

Bocartes en vinagre

Ingredientes

– Un cuarto de kilo de bocartes.
Vinagre de vino blanco.
– Sal.
– Pimienta negra recién molida.
– Ajos.
– Perejil fresco.
Aceite de oliva virgen.

Elaboración

1º. Limpia bien los bocartes, retírales la cabeza, espinas y órganos internos para lavarlos luego con cuidado. Estos pequeños peces son muy fáciles de preparar. Cuando estén bien limpios, déjalos reposar en un cuenco y cúbrelos con vinagre durante siete horas.

2º. Una vez haya transcurrido el tiempo prescrito, escúrrelos del líquido y lávalos uno a uno antes de colocarlos sobre papel de cocina para que se sequen completamente. Cuando estén secos disponlos sobre una fuente.

3º. Sálalos, añade pimienta negra recién molida, los ajos y el perejil fresco bien picado para que pueda transmitir todo su sabor. Al final cúbrelos por completo de aceite y déjalos descansar durante un día. De esta manera, los sabores de todos estos ingredientes se irán mezclando y el resultado será de película. Tras esto solo quedará que los disfrutes.

Una gastronomía como pocas

Como uno de los ingredientes básicos de diferentes recetas, el vinagre está presente en la cocina cántabra. Esta cuenta, y aprovecha como pocas, los productos que el mar y la tierra ofrecen. Si algún día visitas esta comunidad autónoma no dudes ni por un instante en parar y degustar alguno de sus platos más emblemáticos. No te arrepentirás.

Deja un comentario

Los campos obligatorios están marcados con un *.